lunes, junio 18

Reflexión Dominical

Sembrar el Reino de Dios

Sembrar el Reino de Dios

Reflexión Dominical
La Palabra de Dios nos habla con frecuencia de cómo hay que sembrar el Reino de Dios. Jesús se vale de varias de sus parábolas para demostrar que el Reino de Dios es como la semilla que se siembra y va germinando hasta crecer, madurar y dar fruto. Incluso la más pequeña de todas, la de la mostaza: ésta produce un arbusto grande, donde incluso pueden anidar los pájaros del cielo. En otra oportunidad, hace referencia a la Palabra de Dios, la cual se siembra en el terreno de cada ser humano, con la finalidad de que pueda fructificar. Esta hermosa imagen nos sale al encuentro para recordarnos a todos los creyentes cómo hemos de hacer realidad en nuestros días la siembra del Reino de Dios. (más…)
Mirando al que traspasaron

Mirando al que traspasaron

Reflexión Dominical
Ha concluido el drama de la Cruz. Jesús ha muerto y el soldado romano, con una lanza, hace la última herida en el cuerpo aún caliente del Crucificado. No rompe los huesos, como hicieron con los otros malhechores compañeros del suplicio. Así se cumplía la Escritura. La lanza llega al corazón y de allí mana agua y sangre… lo que aún quedaba en Jesús. También se hace realidad lo anunciado por la misma Escritura: “Mirarán al que traspasaron”. (más…)
El sacramento de la Nueva Alianza

El sacramento de la Nueva Alianza

Reflexión Dominical
En el Antiguo Testamento se anuncia la Nueva Alianza que se escribirá no en piedras sino en el corazón. Esa nueva alianza la realizará Jesucristo con su muerte y resurrección. Como en los sacrificios de la antigua alianza, cuando se sacrificaba un cordero del cual participaban los sacerdotes y los oferentes y se les rociaba con la sangre del mismo, con Cristo sucede lo mismo, pero de manera más plena. Él es el Cordero de Dios, inmolado para nuestra salvación. Su cuerpo ha sido entregado en ofrenda (Él mismo es la Víctima y el Sacerdote que lo hace) y su sangre derramada para la redención de la humanidad. (más…)
y Dios ¿qué?

y Dios ¿qué?

Reflexión Dominical
Desde los inicios de la humanidad hasta nuestros días, siempre ha sido apasionante el estudio sobre Dios. Se presentan muchas interrogantes, entre las cuales surge la de su no-existencia. Son muchas las respuestas a la pregunta sobre Dios. También  lo son las expresiones religiosas que nos presentan diversas doctrinas acerca de este tema. Cuando se trata de estudiarlas, se apela a lo que denominamos “la Historia de las religiones”. Luego la filosofía y la teología van delineando doctrinas acerca de su ser y existencia. También la sociología habla acerca del fenómeno religioso presente en las diversas culturas. En todas las diversas facetas desde las que se suele enfrentar el tema “Dios”, siempre se corre el peligro de querer manipular el concepto y la doctrina acerca de la divinidad. S
Con la fuerza del Espíritu Santo     

Con la fuerza del Espíritu Santo  

Reflexión Dominical
  Una de las grandes tentaciones que se le presentan al creyente hoy, es la de pensar que sólo con sus fuerzas y capacidades pueden conseguir la perfección personal y la plenitud. De esto habla el Papa Francisco en GAUDETE ET EXSULTATE, su última exhortación apostólica, al denunciar la tendencia de un nuevo pelagianismo presente en estos tiempos. Es cierto que Dios le ha dado al ser humano muchas capacidades para ponerlas a producir en beneficio de todos. También es verdad que con los sacramentos, particularmente el bautismo y la eucaristía, el creyente, adquiere una condición particular que le permite estar en el camino de la salvación. Pero, no basta eso. Se requiere en todo momento la acción de la gracia divina. Esta se manifiesta como un don del Espíritu Santo. (más…
¡…Hasta los confines de la tierra!

¡…Hasta los confines de la tierra!

Reflexión Dominical
Jesús va cumpliendo la voluntad del padre y las promesas que les hiciera a sus discípulos. La obra de salvación se ha realizado con su muerte y su resurrección. El día de Pascua les da el Espíritu Santo y les promete que vendrá posteriormente para darles el entusiasmo evangelizador que requieren. Con dicho entusiasmo deberán comenzar la misión en el mundo de proclamar el evangelio y hacer nuevos discípulos. El retorna al Padre y vendrá al final de los tiempos. (más…)
¡AMIGOS!

¡AMIGOS!

Reflexión Dominical
Llama la atención que Jesús, además de invitar a sus discípulos a permanecer unidos a él y dar un fruto abundante, les da la clave para poder hacerlo: el amor. Amar como él ama. Desde este horizonte, en el discurso después de la Última Cena, Jesús da un paso interesante, que viene a ratificar su enseñanza previa en el lavatorio de los pies. Él se hace servidor de todos y pide que ellos, sus discípulos, también sean capaces de hacerlo viviendo el amor fraterno. Es la mejor manera de identificarse como sus seguidores. (más…)
Para dar fruto abundante

Para dar fruto abundante

Reflexión Dominical
La alegoría de la vid y los sarmientos, propuesta por Jesús, en el marco de la Última Cena, es una invitación a dos cosas importantes: a permanecer unidos a Él y a dar fruto abundante. El evangelista Juan relata, al presentar dicha alegoría, cómo la vid produce los sarmientos. Éstos no pueden crecer ni madurar si no están unidos y nutridos por la vid. Este ejemplo le sirve al Maestro para hablar de la necesaria y estrecha comunión que ha de existir entre sus discípulos y Él. Sólo así, ellos podrán dar fruto abundante: YO SOY LA VID Y USTEDES LOS SARMIENTOS, QUIEN PERMANECE EN MI Y YO EN EL, ESE DA FRUTO ABUNDANTE. (más…)
DOMINGO DE PASCUA

DOMINGO DE PASCUA

Homilias, Reflexión Dominical
  “Este es el día en el que actuó el Señor, sea nuestra alegría y nuestro gozo”. Para eso nos vinimos preparando durante la cuaresma y para ello también acabamos de celebrar la semana santa. Ahora comienza un tiempo muy peculiar, el de la pascua, durante el cual hemos de manifestar nuestra alegría y gozo por la resurrección del Señor. Pero ¿cómo vamos a hacerlo cuando tenemos ante nuestros ojos un panorama salpicado de tristeza y cuando sufrimos los embates de una crisis que rebaja la dignidad de los seres humanos? Aún así, no podemos dejarnos arrebatar la alegría y lo que ella conlleva: dignificación del ser humano, esperanza y novedad.   La novedad es la salvación que nos ha traído Jesús y con la cual podemos vivir en la libertad de los hijos de Dios. Esperanza que es d
¡Queremos ver a Jesús!

¡Queremos ver a Jesús!

Reflexión Dominical
Narra Juan en su evangelio, que un grupo de griegos peregrinos en Jerusalén para la fiesta de la Pascua se encontraron con Felipe. A este discípulo de Jesús le hicieron una petición: “Señor, quisiéramos ver a Jesús”. Felipe, en compañía de Andrés, fue a decírselo a Jesús. Este respondió diciendo que había llegado su hora. Y, añadió: “El que quiera servirme, que me siga, para que donde yo esté, esté también mi servidor”. Surgió, además, una voz proveniente del cielo para referirse a Jesús: “Lo he glorificado y volveré a glorificarlo”. (más…)
000webhost logo