jueves, octubre 19

Monseñor Mario del Valle Moronta – V Obispo (1999-……).

Nació en Caracas el 10 de febrero de 1949. Ordenado sacerdote en los Teques el 19 de abril de 1975, el 27 de mayo de 1990 fue consagrado Obispo titular de Nova y auxiliar de Caracas. Fue Secretario General de la Conferencia Episcopal de Venezuela (1990-1996). Desde enero de 1996 hasta junio de 1999 fue Obispo de la Diócesis de los Teques y el 18 de junio del año de 1999 tomo posesión de la Sede Diocesana de San Cristóbal. Desde el inicio de su ministerio episcopal se dedico a tomar contacto son los sacerdotes, feligresía, y comunidades de la Diócesis. Ha visitado en varias ocasiones las parroquias del Táchira. Una de sus prioridades pastorales ha sido la realización de la visita pastoral.

En este periodo se han realizado tres Asambleas Diocesanas de Pastoral que han reunido a los presbiterios y representantes de todas las comunidades parroquiales de la Diócesis. En ellas se estudio la Implementación de un proyecto Diocesano Pastoral, denominado “Parroquia Participada, Comunidad de Comunidades”. Con este proyecto se ha relanzado la idea de una iglesia en comunión y participación.

Siguiendo las directrices del proyecto, se crearon los Consejos Pastorales Parroquiales, los Consejos Económicos Parroquiales, los Equipos Parroquiales de Liturgia, Catequesis, Pastoral Social y Pastoral Familiar. A la vez, se ha impulsado la sectorización de las parroquias para darles vigencia a las comunidades Eclesiales de Base o Centros de Misión y Asamblea Bíblicas.

Siguiendo el ejemplo de los anteriores Obispos que han guiado la Diócesis, ha dado un mayor énfasis a la formación de los futuros sacerdotes. De hecho, con la colaboración de la comunidad del seminario, se implemento el Proyecto Educativo del Seminario (PES), aprobado en octubre del año 2004, que permite tener bien en claro el objetivo del mismo, y el desarrollo de las diversas etapas de formación. Se ha dado al Curso Propedéutico una nueva dimensión y funciona en la Casa de Formación de “Juan Pablo II”, de Perieca. Se instauro el Año Pastoral para los seminaristas que culminan sus estudios de Filosofía antes de ingresar a la Teología. Se está dando los pasos para lograr en un futuro la construcción del edificio destinado al filosofado del mismo Seminario Santo Tomas de Aquino. El Instituto Universitario Eclesiástico Santo Tomas de Aquino ha abierto sus puertas a seglares y religiosas que deseen obtener la licenciatura de educación.

De igual manera se ha insistido en la formación permanente del presbiterio a través de las reuniones del clero, de cursos especiales y de los ejercicios espirituales. Elemento característico de esta formación permanente ha sido el avance en el estudio, conocimiento, y concientización de la espiritualidad del Presbiterio Diocesano. Tarea fundamental también ha sido la pastoral de atención al sacerdote y el fortalecimiento del sentido de pertenencia del presbiterio y de la fraternidad sacramental sacerdotal.

Se ha fortalecido la organización de la pastoral diocesana. La división de la Diócesis en Vicarias y Arciprestazgos ha resultado un elemento muy motivador y una ayudad para las disciplinas de la pastoral y la promoción de la unidad de las comunidades parroquiales. Esta organización no solo permite una mayor intercomunicación entre las parroquias, sino también la puesta en marcha de los planes pastorales dentro del proyecto diocesano antes mencionado. De igual modo, se han creado nuevas parroquias y se comenzó la experiencia de Vicarias Parroquiales a cargo de Religiosas y Seglares.

La Universidad Católica del Táchira, UCAT, ha crecido en número de estudiantes y escuelas. Se ha ido definiendo su plan estratégico lo que permite reforzar la identidad ucatense tanto el alumno como en el profesorado. La colaboración de los Padres Jesuitas es muy valiosa en este sentido. Se ha comenzado la construcción del Parque Universitario que albergara la nueva sede de la UCAT en los próximos años.

Otro campo en el que ha avanzado es el de la catequesis. Tratando de adaptar el modelo de los itinerarios catequísticos propuestos por el concilio plenario de Venezuela, se aprobó para la Diócesis un plan de dos niveles para la Catequesis de preparación para la Primera Comunión y un nivel para la Confirmación. Un equipo de sacerdotes ha elaborado un texto de Catequesis respectivo. De igual manera, se está implementando un plan de formación de los catequistas, quienes pueden recibir un diplomado de Catequesis, -son diversos los centros donde funcionan el diplomado.

Mons. Mario Moronta ha seguido el fortalecimiento de las instituciones diocesanas como el Diario Católico y la reactivación de Caritas Diocesanas y las Caritas Parroquiales. Asimismo animo la realización del I Congreso de Historia de la Iglesia del Táchira, y junto con encuentro de diverso tipo de catequistas de las parroquias del Congresillo de Catequesis. También apoyo la iniciativa del vía crucis de la Cuidad de San Cristóbal los martes santos. En el año 2003, se realizo la Misión Bíblica, que puso en manos de diez mil tachirenses un ejemplar de la Biblia. Esta misión fue acompañada por la peregrinación de las imágenes de Nuestra Señora de la Consolación y de la Virgen de Coromoto. También en estos años ha habido una serie de intercambios con la Diócesis de Cúcuta, así como encuentros periódicos con los Obispos de la frontera Colombo-Venezolana para tratar asuntos pastorales comunes y dar respuesta eclesial a algunos problemas, como el de los desplazados e indocumentados.

A Mons. Moronta le correspondió animar a la Iglesia Diocesana en la preparación y celebración del gran jubileo del año 2000 a través, de diversa actividades. De hecho, en cada parroquia se celebro con gran entusiasmo y espíritu eclesial el año santo, siguiendo la invitación del Papa Juan Pablo II. Luego de diversas consultas, el Obispo Diocesano, Mons. Mario Moronta, convoco el II Sínodo Diocesano que tiene la finalidad de renovar nuestra Iglesia Diocesana que tiene la finalidad de renovar nuestra Iglesia Diocesana en “Espíritu y Verdad”. El 12 de octubre del año 2005 se dio inicio a la etapa preparatoria, en solemne concelebración eucarística en la Basílica del Santo Cristo de la Grita, presidida por el Sr. Nuncio Apostólico en Venezuela, Mons. Giacinto Berloco.

www.000webhost.com